Saltar al contenido
Ofertas Trail Running

Bastones de Trail Running

Bastones rígidos, bastones plegables… de carbono, de aluminio… más o menos ligeros….

Cuando te acostumbras a utilizar los bastones ya no puedes prescindir de ellos. Subes con menos esfuerzo, y bajas con mayor seguridad.

Elige los bastones de la medida adecuada para ti y que mejor se adapten a tus necesidades.

Bastones rígidos

Bastones plegables

Bastones más vendidos

La importancia de los bastones

Unos buenos bastones de trail running, ligeros y resistentes, contribuyen a proporcionar seguridad y a rebajar la carga a la que sometes tus piernas (algunos estudios hablan de una reducción de carga en las piernas de entre un 15 y un 20%). Por lo tanto, en las distancias largas el uso de los bastones contribuirá a disminuir nuestra fatiga. Por supuesto, en otro tipo de competiciones como el km. vertical serán fundamentales.

En definitiva, seguramente no vas a correr más rápido, pero sí lo harás más seguro (sobre todo en las bajadas) y con menor impacto muscular y articular.

Únicamente en carreras muy técnicas no está aconsejado el uso de bastones (en algunas incluso están prohibidos) con el fin de mantener las manos libres a la hora de trepar, por ejemplo, o afrontar tramos de montaña de gran dificultad.

Bastones específicos para el trail running

  • Primera duda, rígidos ó plegables. Ambos cuentan con ventajas y desventajas. Los primeros destacan por su rigidez y son más robustos. Los plegables, por su parte, suelen ser más ligeros y permiten portarlos fácilmente en mochilas y cinturones.
  • Tipo de material. Suelen ser de aluminio (más flexibles) o de fibra de carbono (más ligeros y rígidos).
  • Medida. Es muy importante elegir el bastón correcto para nuestra altura
    • Menos de 155cm: 100 centímetros
    • Entre 155cm y 172cm: 110 centímetros
    • Entre 173cm y 182cm: 120 centímetros
    • Por encima de 182cm: 130 centímetros
  • Empuñadura, de goma, corcho o espuma, que no resbalen de la mano con el sudor.
  • Dragonera. Se trata de un pequeño arnés que asegura que la empuñadura y la mano siempre estén unidas. De esta forma también se gana fuerza de tracción.
  • Roseta y punta. Normalmente las puntas suelen ser intercambiables (se gastan con el uso) y de material muy duro para evitar el desgaste. La roseta, también intercambiable, impide que es bastón se hunda demasiado en el suelo.

Técnica del uso de bastones

Durante nuestros entrenamientos es el momento más indicado para practicar con el uso de los bastones. Así, llegaremos a las carreras con la habilidad suficiente para evitar caídas y pérdidas de ritmo.

Empezaremos por elegir unos bastones de la longitud adecuada para nuestra altura. Y, después de ajustarnos correctamente la dragonera, comenzaremos nuestro aprendizaje en llano.

Se trata de ir alternando los bastones y nuestras piernas, es decir, bastón derecho adelante a la vez que la pierna izquierda, y así alternativamente. De todas formas, iremos alternando cada cierto tiempo la forma de bastonear, en otros momentos clavando los dos bastones a la vez en el suelo con cada paso que efectuamos.

En los descensos la técnica se parece mucho al ski.

Juan María Jimenez Lorens